aumentar disminuir original

El Garantismo y el Derecho Penal Mínimo en la Dogmática Penal y en la Praxis del Castigo

DOCENTE

Maximiliano J. Brajer. Master en Derecho – Cum Laude- de la Universidad de Palermo; Postgrado de Derecho Penal y Constitucional de la Universidad de Palermo; Profesor Asociado de Derecho Penal de la UNNOBA y Director del Depto. de Derecho Penal del Colegio de Abogados de Pergamino.

DOCENTES INVITADOS

Garibaldi Gustavo. Doctor en Derecho, UBA; Juez del Tribunal Oral en lo Criminal nro. 2 de San Martín y Profesor regular de Derecho Penal y Procesal Penal, Facultad de Derecho, Universidad de Buenos Aires.
Mierovich Gustavo. Juez a cargo del Juzgado Nacional en lo Penal Económico Nro. 8; Master en Derecho de la Universidad de Palermo y Postgrado de “Delitos Económicos y Crimen Organizado” Universidad de Castilla La Mancha, Facultad de Derecho de Toledo.
Navas Rial Claudio Roberto. Fiscal a cargo de la Fiscalía Nacional en lo Penal Tributario Nro. º1 de la ciudad de Buenos Aires, Profesor del Curso de Posgrado de Actualización y Profundización en Derecho Penal Tributario, Facultad de Derecho, UBA y Doctorando en Derecho de la Universidad de Sevilla

DESTINATARIOS

Abogados y miembros profesionales del Poder Judicial.

REQUISITOS

Poseer título de abogado.

FUNDAMENTACIÓN

La influencia que ha tenido la Sociología sobre el Derecho, y más específicamente sobre el Derecho Penal, ha derivado en discusiones y enfrentamientos de dogma que manifiestan expresamente los límites del Derecho Penal Clásico (Liberal) y su capacidad de generar respuestas uniformes e inequívocas. Partiendo de esta premisa, y mediante el reconocimiento y aprendizaje de todo el instrumental que el Derecho Penal ofrece, se intentará arribar a la articulación de una Teoría del Delito que logre sortear las barreras dogmáticas auto-impuestas remitiéndose a los programas de la política-criminal. Es decir que soluciones diseñadas dogmáticamente para cada caso en particular no habrán de aferrarse ceñidamente a los límites por ellas mismas trazadas inicialmente, debiendo, en cada caso concreto, mirarse por el prisma político-criminal para conjurar las soluciones no sólo drásticas, sino también contraituitivas; todo ello a fin de obtener -a los ojos del dogmático- “lo segundo mejor”.
Asimismo el remedio de la política-criminal, es, en determinados supuestos, procedente: “Cuando la pena no es útil ni necesaria no debe imponerse. Ahora bien, ello no implica que siempre que el castigo pudiera resultar útil desde una perspectiva preventivo – general o especial, deba imponerse necesariamente una pena”
El modelo desde el cual habrá de percibirse el mapa dogmático estará declarado de antemano. La ponderación partirá desde el modelo garantista articulado por el Prof. Dr. Luigi Ferrajoli; también se dará cuenta de este modelo teniendo como baremo final el bloque de constitucionalidad.
Así, se está en condiciones de afirmar que una lectura política – criminal de la dogmática es posible no sólo en aquellos campos del saber penal en que su vinculación es casi evidente (verbi gratia: Teorías de la Pena; Punibilidad; Ejecución de la Pena). Por fuera de estos, otros ámbitos – tradicionalmente ligados a abordajes despojados- también ameritan un tratamiento político: 1) la opción por un concepto “personal” de acción (conf. Roxin) que si bien es prominentemente normativo, acoge en su campo visual la realidad de la vida lo más exactamente posible y es capaz de considerar en todo momento los últimos conocimientos de la investigación empírica; 2) supeditación de la superación de mecanismos reductores de la injerencia del Derecho Penal en el ámbito de la Teoría de la Imputación Objetiva; según los cuales aunque se completen las exigencias de la conducta típica (creación de un riesgo jurídico-penalmente relevante que se eleve por encima del riesgo permitido y que no pueda ser incluido en algunas de las causales de imposibilidad de la imputación – ámbito de protección de la norma; prohibición de regreso; principio de confianza; comportamiento alternativo conforme a derecho y principio victimo-dogmático-), se posibilite un espacio reduccionista. 3) opción entre disvalor de la acción y disvalor del resultado, dando algún crédito a la “falacia naturalista”, y desde allí articular un argumento sobre si el dolo es sólo conocimiento o si exige la inclusión del elemento volitivo; 4) la defensa de la “teoría restringida de la culpabilidad” – y de la idea político-criminal que la sustenta- como solución a los casos en que el sujeto se representa erróneamente los presupuestos objetivos de una causa de justificación; 5) el desistimiento posible en la tentativa acabada, en la totalidad del lapso que la compone, aún si se acepta que el quebrantamiento de la norma ya es perfecto (conf. Jakobs), todo en base a una teoría político-criminal que da la posibilidad al sujeto de mejorar su situación ante una consumación.
Por último, se plantea como estrategia de trabajo, un abordaje descriptivo del Derecho Penal, que lejos de pretender transformar el acto de aprendizaje en uno persuasivo, intenta elucidar sobré cuál es la cuestión en discusión para luego ofrecer las alternativas posibles que la dogmática y la jurisprudencia han elaborado sobre el punto. Finalmente, se expondrán las posturas de los docentes al respecto, posibilitando al alumno su propia opción, la cual, al igual que la realizada por el docente, procurará ser fundada.
Se pretende entonces brindar la posibilidad a los cursantes de además de conocer y entender el problema puntual, elegir su propia solución.

OBJETIVOS

  • Constatar y reforzar la percepción de que el trabajo dogmático penal no impone atarse a axiomas indiscutibles sino que admite y hasta se ve obligado a dar cuenta de la Política Criminal.
  • Arribar a la articulación de herramientas propias de la Teoría del Delito que logren sortear barreras dogmáticas auto-impuestas remitiéndose a pragmas político-criminales.
  • Fijar como eje político criminal principal para el rediseño dogmático al modelo garantista de Luigi FERRAJOLI, teniendo como baremo final el bloque de constitucionalidad.
  • Instalar la discusión acerca de las alternativas que la política criminal de corte garantista pueden suministrar sobre los puntos abordados.

PROGRAMA

I. Presentación del curso a cargo del docente. Introducción: “A modo de petición de principios: nuestro baremo ideológico”. La Crisis del Derecho y la alternativa del Garantismo. El rol de la dogmática en el Derecho Penal en clave garantista. El papel de la política criminal como prisma ideológico a los axiomas de la Dogmática Penal. Teoría del Delito, Hermenéutica y Constitución Nacional.
II. Justificación de la pena: ¿Justificación de la pena? Las Teorías Preventivas de la Pena: el placebo del Ius Puniendi. Reflexiones meta-éticas para una vuelta al Retribucionismo como un posible paso hacia lo segundo mejor en materia de justificación del castigo penal. La justificación del castigo para el caso específico de los Criminales de Estado. El caso Argentino.
III. Principios político criminales limitadores del ius puniendi. El Principio de Legalidad y sus consecuencias sistemáticas (lex stricta, lex scripta, lex certa y lex previa) y su ámbito extendido de aplicación en la Teoría del Delito. El principio de culpabilidad. El in dubio en la dogmática.
IV. Minimalismo, garantías constitucionales y proceso penal bonaerense. In dubio pro reo en la dogmática. Derecho al proceso rápido y sobreseimiento en etapa intermedia. La falta del “procesamiento” en el rito bonaerense y sus consecuencias. Prisión preventiva como pena anticipada. Inconstitucionalidad de la reincidencia. Pena Natural.
1- Estructura del dolo. Evolución y nuevas propuestas. La frontera entre dolo y culpa. Constitucionalidad de la culpa sin representación. El elemento volitivo como medida para regular la magnitud del reproche penal. El dolo de la tentativa.
VI. Etapas del iter criminis. Fundamento del castigo en la tentativa.
Diferenciación con los actos preparatorios. Tentativa inidónea. Desistimiento. El resultado en el ilícito y en la construcción del reproche penal.
VII. Imputación objetiva como herramienta de imputación de la responsabilidad penal por el hecho disvalioso (presentación de elementos básicos). Sociedad en Riesgo. Concurso entre riesgos tolerados y no tolerados. Concepto e influencia de la sociología como límite y tolerancia de la imputación objetiva en la teoría del delito. Imputación Objetiva como garante de la vigencia de las normas según el principio de culpabilidad. Reafirmación de los principios fundamentales de la Constitución. Derecho penal del enemigo como emergente de la ruptura de los principios de la imputación objetiva. Críticas a la imputación objetiva como herramienta de la Teoria del Delito. Caso práctico inédito: “El Parador Clausurado”

CARGA HORARIA

22 horas

CRONOGRAMA DE ACTIVIDADES

Inicio: jueves 3 de abril.
Siete encuentros presenciales, los días 3, 10 y 24 de abril; 8, 16, 23 y 29 de mayo de 16 a 20 horas.
Sede: Pergamino

MODALIDAD DEL CURSO:

La modalidad del curso es presencial, debiendo contar con el 80% (ochenta por ciento) de asistencia.

MODALIDAD DE EVALUACIÓN:

Realización de trabajos prácticos domiciliarios calificables durante toda la cursada. Participación y trabajo en clase. El promedio de las notas logradas en los trabajos prácticos domiciliarios y la nota del alumno en clase, conformará una nota final (para los alumnos que hayan alcanzado la regularidad en la materia –80 % de asistencia a las clases.
Trabajo Final: Monografía de 15/20 carillas sobre uno de los temas desarrollados en la cursada. En caso de resultar necesario, se realizará una entrevista final con el alumno a efectos de esclarecer cuestiones inherentes al trabajo presentado con el objeto de conformar una verdadera dimensión del grado de comprensión de los problemas desarrollados a lo largo del curso.

INFORMES

Por mail a: cursosposgrado@unnoba.edu.ar
Teléfonos: 0236-4407750 (interno 12500) – Junín | 02477-409500 (interno 21201) – Pergamino